El Ministerio de Defensa reportó que existen 154 municipios que se encuentran en alerta producto de las persistentes lluvias e inundaciones en siete de los nueve departamentos. Asimismo, existen 14.962 familias afectadas por las precipitaciones.

El último informe del Viceministerio de Defensa Civil había reportado hasta ayer 14.812 familias afectadas y 116 municipios en alerta.

Existen 64 localidades que se han declarado en alerta amarilla, 83 en naranja y siete en nivel rojo por la magnitud de la emergencia. Las regiones más afectadas están en los departamentos de La Paz, Cochabamba y Beni.

El Ministro de Defensa, Javier Zabaleta, calificó la cifra de 14.900 familias como «considerable» e indicó que las Fuerzas Armadas están enfocadas especialmente en las evacuaciones y salvar vidas y, luego, en coordinación con las alcaldías y gobernaciones se trabaja en la evaluación y en determinar la cantidad de familias afectadas, según informó el portal de noticias Óxigeno.

Además, expresó su preocupación por los departamentos de Beni y La Paz. El primero por evacuaciones masivas que han provocado el desborde de ríos y la previsión de que las lluvias continúen las siguientes 3 semanas. «Nuestro nivel de alerta no ha bajado», expresó el Ministro y recordó que se mantiene la declaratoria de emergencia.

En las últimas horas se informó que existen 3.500 familias damnificadas y al menos 5.000 sufrieron daños menores en las riadas y desbordes ocurridos en las distintas provincias del departamento de La Paz.